Coffee News: from Seed to Cup

Cinco Cosas que Nadie Te dice Acerca de la Apertura de un Café de Tercera Ola

,

Por muchos años has soñado con abrir una tienda de café, tienes los planos y el diseño perfectamente elaborado. Sabes cuales cafés, qué métodos de preparación vas a ofrecer y con qué tipo de comida los vas a parear. Ya decidiste incluso la campaña de redes sociales que vas a emplear.

English version: Five Things No One Tells You About Opening a Third Wave Coffee Shop

Antes de que renuncies a tu trabajo y de que comiences a contratar gente, a continuación hay algunos otros aspectos que debes saber. Cinco, para ser más precisos.

Vas a trabajar más horas de lo que crees

Si estabas pensando en abrir un café como un trabajo para retirarte o como una forma de escapar del trabajo de 9am a 5pm, comienza a pensar en algo más. Dependiendo de las horas de apertura, estarás trabajando entre 12 y 14 horas al día o más, y si vas a construirlo tu mismo, agrega unas pocas trasnochadas. Todo toma más tiempo de lo que crees, incluso si no lo estás haciendo solo, la demanda de tu tiempo será más de lo que te puedas imaginar.

Tampoco es tan sencillo como tener que trabajar por muchas horas.  Si tienes una familia, significa que vas a estar algún tiempo alejado de ellos. Vas a necesitar de todo su apoyo y a veces ese apoyo signifique más que solo darte ánimos o entender que estés llegando tarde a casa. Sino también de estar apoyandote en todas las actividades para que tu negocio despegue, así que no abandones a tus seres queridos.

Esto no quiere decir que no vale la pena trabajar por muchas horas. Todo lo contrario, hay enormes recompensas al abrir un negocio exitoso, y hacer dinero es tan solo una parte. Siempre habrá una gran demanda de tu tiempo, si planeas estar al mando en la fase de inicio, que ojalá sea así, debes poder mitigar este tipo de demanda a través de la contratación de más ayuda.

Sin importar que tan largos sean tus días, es esencial que ames tu trabajo y a tus clientes.

clock

Nunca hay las horas suficientes en el día para lograr hacer todo. Crédito: Pixabay

Se Requiere de Tiempo para Tener Ganancias

Cuando sueñas con tu futuro café, es fácil imaginarse una rápida rentabilidad y largas filas. Pero a menos de que seas uno de los afortunados, es poco probable de que seas rentable hasta el segundo año.

La realidad es que toma tiempo construir una base de clientes fieles, sin importar quien eres o cuál es tu plan de negocio. Es muy difícil que alguien logre ser exitoso de un día para otro. Así que te advierto que tendrás días lentos, especialmente al comienzo.

Sin embargo, si eres bueno con tus clientes, ellos le dirán a sus amigos, sus amigos le dirán a más amigos y tu negocio crecerá. El mercadeo de boca en boca es el mejor.

work

Las pequeñas empresas toman tiempo para lograr rentabilidad y los costos iniciales son altos. Crédito: Pixabay

Te puede interesar: Vida Barista: 7 Consejos Para Una Buena Primera Impresión

No Tendrás Tiempo para Hacer todo Tú solo

Incluso si fueras a trabajar todo el día, aún así no podrás tener el tiempo suficiente para hacer todas las cosas de tu lista de cosas por hacer. Administrar un café exitoso no es fácil, y seguramente no habrá alguien que lo haga todo.

Debes aprender a cómo estructurar bien un equipo y a cómo delegar a ellos las tareas para las que no tienes tiempo. Algunas veces esto implica tercerizar actividades como la contabilidad y el pago de nómina. A veces esto implica contratar a las personas adecuadas para que se encarguen de las actividades mientras que tú te encargas de otras tareas (incluso si son menos interesantes).

man

Administrar una tienda de café es un arduo trabajo, no intentes hacerlo solo. Crédito: Pixabay

No Existe Fórmula Mágica para el Éxito

Lo que funciona para una tienda, no siempre funciona para la otra. No esperes copiar todo el modelo de alguien más y así ser exitoso, en lugar de eso, encuentra tu propio nicho y concéntrate en el.

Incluso después de que has encontrado tu enfoque diferente. No creas que va a ser fácil. Algunas veces, lo que funcionó hace seis meses no continúe funcionando en el futuro. En realidad no existe una fórmula para el éxito, a excepción del trabajo arduo y consistente.

Préstale atención a lo que te dicen los clientes y adáptate en cuanto sea necesario, los gustos y las tendencias cambian. La industria del café crece y cambia rápidamente, tu negocio debe ser lo suficientemente ágil y estructurado para conocer lo que le interesa a tus clientes principales.

formula

Tratar de seguir una fórmula particular de éxito casi siempre termina fallando. Crédito: Pizabay

Aprovecha la Competencia

No creas lo que dicen de que cada uno por su cuenta. Si tu meta es llevar la tercera ola del café a todo el mundo, entonces únete a los que tienen la misma meta.

Piénsalo de esta manera. Cuando sales a comer, ¿Siempre vas al mismo restaurante? Entonces,  ¿Por qué esperamos a que nuestros clientes hagan lo mismo con su café? La gente quiere variedad. Encuentra tu nicho y resáltalo, haz que sea lo que te diferencia. Porque si crees que preparar el mejor café de la zona te diferenciará, entonces ya estás detrás de todo el mundo.

Y recuerda, hablar mal de la competencia solo te hace ver como un tonto. Si alguien te pregunta acerca de la tienda del otro lado de la ciudad, diles lo que más te gusta de ella. Cada café tiene su propia ventaja competitiva, habrán cosas que tu podrás hacer mejor y cosas que ellos harán mejor.

Tu tienda no debe ser la única que le vaya bien, es cierto que cuando la marea sube, todos los barcos flotan. A medida de que más gente descubre el café de especialidad, lo  buscarán en muchos más lugares. Si tu barco no flota, cubre los huecos y sigue con el resto de las tiendas de tu área.

box

El hecho de que la tienda del otro lado de la ciudad sea tu competencia, no significa que sean tus enemigos. Crédito: Pixabay

Mientras no puedas predecir todos los altibajos, cambios, peligros y logros que vayas a tener cuando abras tu tienda de café, debes estar lo más atento posible. Aprende a enfrentarte a los cambios que surjan, escucha a los clientes y adáptate a sus requerimientos sin dejar a un lado tus valores principales. No te agobies por las cosas que no puedes predecir, pero adáptate a los cambios a medida de que vayan llegando.

¿Suena un poco abrumador? Administrar un café no es fácil, pero si eres apasionado por esto, valdrá mucho la pena.  

Escrito por E. Squires y editado por T. Newton

Traducido por A. Molina y Editado por Karla Ly

PDG Español

¿Quieres Seguir Leyendo Artículos Como Este? ¡Suscríbete Aquí!

 

Print Friendly, PDF & Email