Coffee News: from Seed to Cup

Fotografía de Café: De Principiante a Profesional en 3 Pasos

,

En el verano del 2008, no tenía ni idea de cómo tomar fotos. Pero fue entonces que conseguí mi primer DSLR.

Combinando mi amor por el café con mi nuevo amor por la fotografía fue una decisión fácil, pero aprender cómo ser bueno tomando fotos de café… eso fue un poco más difícil. Es más, ese fue un proceso largo y lento, lleno de errores.

Pero a pesar del tiempo que me tomó, hay varios cambios sorprendentemente pequeños que pueden tener un impacto dramático sobre la calidad de tus fotos. Así que si estás empezando, o si estás considerando empezar, aquí están  tres mayores   pequeños detalles que deberías aprender.

English Version: Coffee Photography: From Amateur to Pro in 3 Steps

 1. La Iluminación Lo Es Todo

Ya sea café o retratos, la luz apropiada es clave.

Tiendo a tomar todas mis fotos con luz natural (es decir, el sol) durante el día, o durante el amanecer/atardecer, alias la hora dorada.

Sin embargo, no es tan sencillo como “sol es igual a bueno”. Necesitas asegurar que la luz no sea demasiado fuerte. Esto incluye la hora de medio día, ya que todo tiende a verse demasiado brillante para mi gusto – especialmente si te gusta tomar fotos afuera.

Idealmente, quieres una iluminación uniforme sobre el sujeto de tu foto. Hay dos formas fáciles de lograr eso. Uno: si estas afuera, toma en la sombra. Dos: si estás adentro, hazlo cerca de una ventana.

Ultimamente, tomo el 90% de mis fotos de café al lado de una ventana. Esto ayuda mucho a darte iluminación de fondo o buena iluminación direccional (esto funciona muy bien si tienes persianas).

photography setup

Mi pequeño arreglo actualmente. Las persianas ayudan a day buena luz de fondo, o luz direccional.

2. Toma en Modo Manual

El modo manual no tiene porque ser intimidante. No está diseñado para estropearte. Y no solo es para los que tienen DSLRs. Cada vez hay más y más nuevas aplicaciones, esto puede ser igual de importante para los que toman con sus teléfonos móviles.

Entiendo que cuando estás empezando, el modo automático hace que las cosas sean más fáciles – pero de verdad es mejor cambiar al modo manual lo más pronto posible. Este te permite mayor flexibilidad en tus tomas, y por lo tanto, te ayuda  en la creación de tomas más artísticas. Dominar la velocidad del obturador, la apertura, el ISO, y cómo interactúan entre sí, te ayudará a crecer como fotógrafo.

Mira por ejemplo, estas dos tomas:

chemex
(ISO 100 | f/2.2 | 1/320 sec)

Kalita

(ISO 100 | f/2 | 1/160 sec)

Son un excelente ejemplo de cómo la velocidad del obturador interactúa con el movimiento.  En el caso de la toma del Chemex, una velocidad más rapida fue más adecuada para capturar el efecto de las ondas. Para la toma del Kalita, la velocidad un poco más lenta, le dio una sensación más ahumada al vapor.

Algo que debes notar, sin embargo, es que si estás experimentando con velocidades de obturador más lentas, un trípode te será muy útil.

Te Puede Interesar: Productores e Importadores: Cómo Vender TÚ Café a los Tostadores

 3. Edita, Edita, Edita

Aunque hay fotos que simplemente no van a mejorar, para otras la buena edición puede hacer toda la diferencia.

Aplicaciones como Snapseed y VSCO han cambiado la fotografía móvil, permitiendo editar fácilmente en el momento, mientras que otros programas como Adobe Lightroom y Photoshop siguen siendo el estándar en la industria.

Es aquí donde recomiendo tomar fotos con tu cámara en modo RAW en vez de JPEG (o usar JPEG + RAW si tu cámara lo permite); Editar archivos RAW en programas como Lightroom te da mucho más libertad que con JPEG.

Además, no borres tus fotos a menos de que estés seguro que no tengan arreglo. Pero si vienes empezando, tus primeras tomas pueden parecer no tan grandiosas. Sin embargo, cuando tengas un poco más de experiencia y mires otra vez esas fotos viejas, quizá veas que tienen más potencial de lo que te dabas cuenta.

Creo firmemente que la mayoría de las fotos, si las tomas decentemente, pueden ser rescatadas en la edición. Sí tus fotos están saliendo un poco rojisas (calidas) o azuladas (frias), todo lo que necesitas hacer es corregir el balance de blancos, ya sea en tu cámara o al momento de editar.

Kalita Wave
Un arreglo fácil: el lado derecho (original) tenía el balance de blancos incorrecto, pero el lado izquierdo (editado) se ve mucho mejor.

Kalita before editing

Kalita post editing

A la toma inicial (arriba) le falta exposición y brillo. La foto editada (abajo) se ve mucho mejor.

Ahora, por muy mágico que parezca, es importante no excederse. Si has tomado bien una foto, no habrá mucho que hacer, a menos que tengas planeado estilizarla. Sin embargo es importante que no se te pase la mano. Las fotos sobre-editadas son fáciles de identificar: a menudo están demasiado refinadas o tienen demasiado contraste. Quieres que la edición sea sutil, y realce la imagen.

Kalita over editing

Los extremos de editar demasiado

Así que ahí lo tienes: los tres pasos que son el fundamento de la buena fotografía. Ilumina bien el sujeto, toma correctamente, y edita sutilmente la fotografía resultante.

Por supuesto, la práctica hace al maestro. Y siempre recuerda que una toma creativa será más apreciada que una técnicamente perfecta, pero aburrida. La fotografía es un arte, y tus técnicas deberían apoyar tu concepto artístico – no reemplazarlo.

Así que ¿Qué estás esperando? Ve y toma ésas fotos de café.

¿Has tomado una foto que quieres compartir? Déjanos verla en los comentarios, en Facebook o en Instagram.

¿Quieres Seguir Leyendo Artículos Como Este? ¡Subscríbete Aquí!

Escrito por K. Sasaki and editado por T. Newton

Traducido Amec V. Y Editado por Karla Ly

PDG en Español

 ¿Quieres Seguir Leyendo Artículos Como Este? ¡Suscríbete Aquí!

Print Friendly, PDF & Email